Nombre:
Contraseña:

DIETA EN SITUACIONES ESPECIALES:  
Dieta y cirugía  
Intolerancia a la lactosa  
Estreñimiento y E.I.I  
Prebióticos y Probióticos  
Tratamientos nutricionales

TRATAMIENTOS NUTRICIONALES:
  Algunos pacientes con enfermedad de Crohn o con colitis ulcerosa requieren la utilización de tratamientos nutricionales especiales. Existen fundamentalmente dos grandes tipos de tratamientos que se utilizan en la enfermedad inflamatoria intestinal, la dieta enteral y la dieta parenteral. En general, este tipo de dietas están recomendadas en:

- Pacientes con pérdida de peso y desnutrición
- Pacientes con brote moderado-severo de la enfermedad
- Aquellos que requieren un aporte nutricional adecuado para la cirugía (pre y post-operatorio)

A continuación desarrollaremos los aspectos más importantes de los dos principales tipos de dieta, la enteral y la parenteral.

NUTRICIÓN ENTERAL:

  Definición:
  La nutrición enteral consiste en la administración de soluciones nutritivas artificiales (tipo batidos). Estas se pueden administrar directamente por vía oral (nutrición oro-enteral) o por medio de sondas o de catéteres (por ejemplo nutrición por sonda nasogástrica).

Es un tipo de nutrición sencilla y segura, que permite la administración de alimentos con elevado contenido calórico, y que suelen tener pocos efectos secundarios.

  Indicaciones:
  En general, la nutrición enteral puede estar indicada:
- Como ayuda al tratamiento con corticoides en los pacientes con un brote de la enfermedad inflamatoria intestinal.
- Cuando existen algunas complicaciones de la enfermedad, como las estenosis que impiden el paso de alimentos sólidos a través del intestino
- En los pacientes con malnutrición.

Sin embargo, está contraindicada en otros casos, como por ejemplo cuando existe una obstrucción intestinal completa, una diarrea muy importante o la presencia de fístulas externas. En estos casos hay que valorar otro tipo de aporte dietético, como la nutrición parenteral que abordaremos más adelante.

  Productos de nutrición enteral:
 

Cuando un paciente con colitis ulcerosa o enfermedad de Crohn, presenta un episodio de brote, los productos de nutrición enteral recomendados tienen las siguientes características:
- Sin residuos
- Absorbible en las primeras porciones del intestino
Estas características las aportan las dietas estándar que dependiendo de la ingesta del paciente pueden administrarse como suplemento o dieta completa. Cuando el paciente presenta un brote severo en la enfermedad de Crohn puede recibir además de las dietas estándar, dietas elementales cuya composición está más degradada y es más fácil de tolerar(ej: dieta elemental 028).
Los productos comerciales que cumplen estos requisitos son los siguientes:

Dietas estándar

Dietgrift estándar Grifols
Dietgrift estándar tetrabrick Grifols
Edanec Abbot
Ensure HN Abbot
Ensure Polvo Abbot
Fresubín líquido Fresenius-Kabi
Isosource mix Novartis
Isosource estándar Novartis
Monogen SHS
Nutridrink Clinical Nutrition
Osmolite HN Abbot
Pentaset bajo en Na Nutricia
Pentaset Low Energy Nutricia
Pentaset polvo Nutricia
Pentaset soja Nutricia
Pentaset standard Nutricia
Pre-Pentaset Nutricia

  Cuando el paciente ha superado la fase de brote, ésta puede haberle causado deficiencias en su estado nutricional (a nivel calórico-proteico y/o vitamínico)es por ello por lo que cuando el paciente se encuentra en fase estable la suplementación, a través de una dieta elemental, se adaptará al déficit que presente y no será tan específica como cuando el paciente está en fase de brote.

  Efectos secundarios:
 

Tanto la nutrición oro-enteral como la nutrición por sonda, tienen como complicación más frecuente la aparición de diarreas por intolerancia digestiva. La solución más habitual consiste en adecuar de forma individual el tipo de nutrición, la cantidad de batidos a tomar o espaciar las tomas.

NUTRICIÓN PARENTERAL:

  Definición:
  La nutrición parenteral es aquella modalidad de soporte nutricional en la cual las soluciones nutritivas artificiales se administran por vía intravenosa. Habitualmente el paciente está hospitalizado durante la administración de este tipo de nutrición.

  Indicaciones:
  Generalmente está indicada en:
- Pacientes que tienen brotes severos de enfermedad inflamatoria intestinal
- Pacientes con obstrucción intestinal completa
- Antes y después de una intervención quirúrgica abdominal
- Pacientes que presentan fístulas en el intestino delgado que comunican con el exterior (zona perianal o abdominal)

  Tipos de nutrición parenteral:
  Existen diferentes tipos, aunque podemos distinguir 3 fundamentalmente:

. Sueroterapia: Consiste en la administración de sueros por vía endovenosa. Cubre las necesidades diarias de agua, electrolitos e hidratos de carbono, aunque no aporta los elementos nutricionales suficientes, por lo que no se debe mantener más de 7 días aproximadamente.

. Nutrición parenteral periférica: Se administra por vía endovenosa. Proporciona sólo parte de las calorías requeridas diariamente, por lo que no se debe emplear más de 10 días.

. Nutrición parenteral central: Se administra por vía endovenosa, pero a diferencia de las dos anteriores, se requiere una vena central para su administración. Para llegar a la vena central existen diferentes vías de abordaje (a través del brazo, del cuello o por debajo de la clavícula). Proporciona los elementos energéticos suficientes de forma diaria y se puede mantener durante largos periodos de tiempo.

  Efectos secundarios:
  Como consecuencia de este tipo de nutrición, se puede producir la elevación de las cifras de glucosa y de lípidos en sangre. En los pacientes con nutrición parenteral se tienen que hacer controles analíticos periódicos para equilibrar dichas cifras.